jueves, 18 de junio de 2009

Me escondo en un rincón
a reinventarte,
a recordarte como el pan que crece del silencio.

Esa belleza tuya duramente inabarcable,
la fustración del verbo
que no sabe tomarte.

Y así, tú, sin querer, me haces
hermosos como lluvia somnolienta.

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada